Seleccionar página

Hormigón en estado Puro

Con un Estilo Moderno- Brutalista, implantada en un terreno de 20 mts de frente por 30 de fondo, la vivienda se desarrolla en una sola planta, tomando el entorno como propio de la misma, con retiros laterales y de frente, logrando un frente cerrado, con pocos paños vidriados dando apertura a todo el contrafrente , apropiándose del jardín y de un gran espejo de agua (pileta) que toma el ancho del terreno en casi toda su totalidad. La vivienda cuenta con con 75 m2 Cubiertos y 50 m2 semi cubiertos.

El programa de la misma se desarrolla con un acceso a un Amplio Estar-comedor-Cocina todo integrado, con expansión hacia el parque mediante una galería con parrilla, que sirve de ocio y recreación, por sus dimensiones logradas. Esta misma se comunica con la cochera hacia el lado izquierdo y con dos habitaciones con baño hacia el lado derecho.

La vivienda se encuentra construida en su totalidad con hormigón armado, La búsqueda de alternativas constructivas, como en la primera experiencia para el estudio en este tipo de construcciones es seguir teniendo pocas pero insalvables limitaciones: fundamentalmente que se ajustarse a un presupuesto, que su mantenimiento posterior fuera casi nulo y que el tiempo de construcción se acorte todo lo posible.

La Utilización del hormigón armado, permitió plantear cuestiones de diseño que con otros materiales no es posible, como se en el tabique de cerramiento de la cochera que se encuentra suspendido en el aire sin tener ningún otro sustento que el estar colgado de las losa, así también paso con el tabique de frente donde se muestra que queda sostenido por un paño de vidrio, cuando en realidad esta colgando desde una gran viga, en la galería se puede ver un gran voladizo de 3.50 de ancho por 10 mts de largo suspendido en el aire sin necesidad de columnas y vigas, esto permite mostrar una pequeña lamina de hormigón formando el semi cubierto de expansión.

La casa fue resuelta por un perfil de hormigón de proporción alargada y de alturas mínima con losas de hormigón armado a la vista que descansan, en los múltiples tabiques de la fachada principal por un lado y se resuelve con un voladizo en la opuesta que posibilita realizar una abertura en toda su extensión sin apoyos intermedios.